The Office «made in China»

Por | 16 de Agosto de 2010, 20:01

Hace unos días Ricky Gervais escribió en su blog que estaba preparando un proyecto para realizar una versión china de The Office y la verdad es que, conociéndole, muchos nos lo tomamos como una broma. Pero no, la noticia es bien cierta y si lo pensamos bien, es una estrategía muy inteligente.

Como recuerdan en The Guardian, la serie de la BBC creada por Ricky Gervais y Stephen Merchant se estrenó en 2001 y tan sólo contó con dos temporadas pero ya ha sido exportada a varios países como Estados Unidos, Canadá, Francia, Alemania o la India. Visto así, la noticia de la adaptación china tampoco sería demasiado importante pero hay que tener en cuenta que China sigue siendo un país “diferente”.

Reconozco que sólo puedo hablar del caso norteamericano pero supongo que todas versiones requieren de cambios para adaptarse al país en que será emitida. En la primera temporada de The Office de la NBC, las tramas eran prácticamente calcadas a la original, pero la serie no empezó a despegar hasta que no creó tramas propias e independientes.

Además, es muy importante tener unos personajes reconocibles por el espectador, y a pesar de que los personajes norteamericanos se parecían a los británicos, no eran exactamente iguales. La vergüenza ajena que provocaba el mezquino David Brent no era la misma que la que provoca el entrañable Michael Scott, o el peloteo de Gareth Keenan no era el mismo que el de Dwight Schrute aunque su función sea la misma. Por esa razón, me intrigan y me inquietan los cambios que tendrán que realizar en la versión china teniendo en cuenta la multitud de diferencias culturales (no sé vosotros pero a mi me cuesta imaginar un Michael Scott chino dirigiendo una oficina durante tanto tiempo).

También hay que tener en cuenta que, a pesar del aperturismo demostrado los últimos años por el gobierno chino, seguramente Gervais no dispondrá de la misma libertad creativa de la que ha disfrutado en otros países, aunque, en realidad, es normal que guionistas chinos se encarguen del grueso del proyecto ya que conocen mucho mejor que él la sociedad china.

A pesar de todo, Ricky Gervais es un tipo inteligente y seguro que le sacará partido a la oportunidad que representa explotar un mercado nuevo de más de 1.300 millones de habitantes ávidos de productos de consumo televisivo tras años de restricciones, en un país que aún está en vías de desarrollo, pero que ya es la segunda economía mundial. Por mi parte, espero que le dejen hacer lo que quiera y que, por favor, nos cuelguen por lo menos el primer episodio, subtitulado a poder ser, que me muero de curiosidad.

Vía: TVGuide | Foto: The OfficeTP