Cinco razones para ver Sons of Anarchy

Por | 10 de Septiembre de 2010, 15:07

Hoy, al levantarme, me he propuesto un reto un tanto particular. Desde que empecé a ver Sons of Anarchy y comenté a mis amistades mi nuevo hallazgo, he sentido una sensación de desconocimiento. ¿Sons of Anarchy? ¿Esa cuál es? ¿Es buena? No, buena no, es fantástica. Tengo la sensación de que es un show que merece bastante más repercusión de la que está teniendo. No estoy diciendo que se equipare a LOST por poner un ejemplo, una serie que conoce hasta mi abuela, pero Sons of Anarchy es un producto de una calidad más que demostrada, y hoy pretendo daros cinco razones por las que no deberíais esperar ni un minuto para poneros a verla. ¿Lo conseguiré?

Para hacer una pequeña introducción al tema en cuestión, hay que comentar que Sons of Anarchy nos cuenta la historia de un club de moteros que realiza actividades un tanto turbias en un pueblo ficticio llamado "Charming" al norte de California. El protagonista es Jax Teller, el vicepresidente del club, el cual durante el transcurso de la serie empezará a cuestionarse sus propios valores y los de su club, llevándole esta situación a momentos en los que deberá plantearse qué vida quiere seguir. El show se estrenó en septiembre de 2008 y esta misma semana se ha estrenado su tercera temporada, con un capítulo inicial de una bellísima factura. Empezamos...

  1. Guión fabuloso. Sons of Anarchy puede presumir de poseer uno de los mejores guiones televisivos de la actualidad. Se emite en FX, eso significa que dispone de algo más de libertad a la hora de desarrollar el guión, violencia incluida, y sin escatimar en si un personaje importante debe morir para el desarrollo de la trama. El trío madre, hijo y nuevo padre que se desarrolla en el show, es una referencia brutal al Hamlet de Shakespeare, una vuelta de tuerca con cazadoras de cuero, muy, muy buena.
  2. Katey Sagal y Ron Perlman. Dos actores como la copa de un pino, la primera desarrolla el papel de Gemma Teller, y lo hace de manera magistral, mezclando los temores de una madre por su familia con la fortaleza de un pasado turbulento. Y qué decir del "peculiar" Perlman, un actor de mucho prestigio que encarna a Clay el líder de la banda, dándole al papel esa sensación de tener el control sobre todo lo que ocurre, y pese a ser el más duro del lugar, mantener su pequeño corazoncito.
  3. SAMCRO. Son las siglas de "Sons of Anarchy Motorcycle Club, Redwood Original". Lo que es un club de moteros, se convierte en uno de los mayores atractivos del show. Con sus normas, sus hábitos, sus códigos y sus valores. Es mafia pura y dura, sí, pero no de cualquier manera. Incluso hay veces que parecen realmente buena gente y te unes a su causa.
  4. Casting espectacular. El nivel en la interpretación de los personajes secundarios está por las nubes. Desde los componentes del club, pasando por los agentes de la ley, llegando a los miembros de otras bandas y terminando por las apariciones esporádicas. Por Sons of Anarchy vas a ver desfilar muchas caras conocidas. Podrás ver al anti-Jacob de LOST como peligroso integrante del IRA o reconocerás a Adriana de The Sopranos, entre otros.
  5. Finales apoteósicos. Cuando acabe un episodio de Sons of Anarchy vas a querer ver el siguiente, eso te lo aseguro. Los últimos minutos de cada capítulo te dejan con la boca abierta, algunas veces utilizando tan solo música e imágenes. Como ejemplo os diré que cuando veáis el último episodio de la segunda temporada, os vais a quedar planchados en el sofá un buen rato.

¿A qué estáis esperando? ¡Vamos, que tenéis muchos capítulos por delante!

Foto: TV Drama Episode