Pau Gasol con La Sexta

La Sexta está obsesionada con gastarse muchos millones para convertirse en la cadena que más deportes emita. Sus fines de semana son prácticamente un oasis para los aficionados y un desierto para aquellos a los que no nos interesa demasiado el tema. Si no te gusta el fútbol este no es tu canal.

Tras adquirir los derechos del Eurobasket 2007, ahora la cadena trata de asegurarse de que muchos no cambien de canal desesperados ante el nivel, a veces ínfimo, de sus comentaristas. Por ello ha fichado a Pau Gasol -su dinero les habrá costado, para que este sea comentarista.

Una jugada peculiar, y muy arriesgada. Primero porque Gasol no podrá estar, por lógica, comentando todos los partidos. Y segundo, porque muchas veces resulta difícil saber si un deportista acabará siendo un buen locutor. Todos conocemos ejemplos -mejor no concretar para no herir sensibilidades- en los cuales un deportista de renombre es un auténtico aburrimiento, o estás tan apegado a su equipo de siempre que es incapaz de ser imparcial.

Claro que eso también lo vemos en algunos periodistas deportivos supuestamente profesionales. Y si no que se lo digan a los de Telecinco con Fernando Alonso. Cuando Coulthard pasaba en el último Gran Premio pegado al muro era porque no se le daba bien el circuito, y cuando lo hacía Alonso era porque "corría al límite". Uf.

Enlace: Pau Gasol: "Es un orgullo formar parte del equipo de laSexta"