Telecinco se asegura la permanencia en la cadena de Arturo Valls y Carolina Cerezuela

Es bastante probable que el éxito de una serie como Cámera Café no se base sólo en unos divertidísimos guiones. Con el paso del tiempo todos les hemos cogido cariño a la mayoría de personajes que pululan por la estrafalaria oficina. Las cifras de audiencia descenderían rápidamente si hubiese cambios sustanciales en los protagonistas de la serie.

Por ello Telecinco ha firmado con Carolina Cerezuela y Arturo Valls sendos contratos de larga duración para asegurarse que no haya "fugas" de capital humano a cadenas rivales, al menos a medio plazo. Si la serie llegase a fallar por otras causas, Telecinco podría recolocar a ambos actores en otros proyectos nuevos.

La verdad es que Cerezuela es una de las actrices que menos me divierte en esa serie, y su marcha no supondría demasiado para el proyecto. En cambio Valls resulta uno de los principales pilares de la misma, y su anuncio del abandono de CQC habrá puesto a los responsables de la cadena en alerta. Quizás la jugada que hizo precisamente la cadena de Fuencarral al arrebatar a Antena 3 la serie Aquí no hay quien viva ha puesto en marcha una especie de guerra por conseguir rostros populares que puede acabar siendo una carnicería, y acabar quemando a más de uno en el proceso.

Enlace: Telecinco blinda a Carolina Cerezuela y Arturo Valls