Joss, dedícate a Internet

Nathan Fillion en Doctor Horrible

Ese es el mensaje que parecen haber querido mandarle a Joss Whedon los productores de televisión estadounidenses a través de la PGA (Producers Guild of America) con el premio que le han concedido en el campo de nuevos medios. Esa es por lo menos la interpretación que hace io9, y de momento estoy bastante de acuerdo.

Lo de darle ahora un premio por Doctor Horrible, que es de hace más de un año no parece tener otra explicación: con el desastre de Dollhouse, que ya venía masticándose desde el año pasado, Doctor Horrible ha resultado ser un agradable cambio de tercio. Lo primero, porque es una de las cosas más libres que ha hecho, ya que era completa y totalmente autoproducido. Y lo segundo, y casi más importante, porque ha recuperado con creces los costes de producción.

Querido Joss, a lo mejor los productores tienen razón, y lo que tienes que hacer es saltarte al intermediario. Nosotros ya lo dijimos.