AMC prepara una de zombies y otra cosa mucho menos interesante

The Walking Dead

Los de las cadenas podían pensar un poquito en el momento de hacer los anuncios sobre las series que van a pedir para la próxima temporada, porque les pueden quedar deslucidos. Me explicaré con su permiso: AMC —los mismos que hicieron el extremadamente olvidable remake de The Prisonerhan anunciado hoy dos series para la temporada que viene, y el anuncio viene descompensadito como poco.

Por un lado, The Walking Dead, que desciende por parte de padre de un cómic de culto y por parte de padre —del otro padre, que para Modern Family ya estoy yo— de Frank Darabont, el responsable de la brillantísima The Shawshank Redemption, conocida en las esferas hispanas con algún título que no tenía nada que ver. Ya nos han dejado muertos —muertos que caminan, qué ingenio el mío—, epatados y flasheados con la serie. Serie de esas que dices: «Dios hizo el cable para esto».

Y en el mismo anuncio meten The Killing, que si no fuera porque es la adaptación de una producción danesa de nombre irreproducible, se podría llamar perfectamente Otro Procedural Más. ¿Es que les parece que hay pocos, señores de AMC? Dentro de lo malo, la mandamasa del asunto es la responsable de Cold Case, que dentro de los procedurals tiene un cierto je-ne-sais-quoi que la deja por encima de subproductos como CSI: Torrevieja. Que no existe aún, pero tiempo al tiempo.