James Marsters habla de Caprica y Torchwood

Aunque para mucha gente siempre será Spike, el vampiro malísimo que se convierte en vampiro buenísimo en Buffy y luego Angel, James Marsters no se ha quedado ahí. Después de un memorabilísimo paso por la segunda temporada de Torchwood como el capitán John Hart, una especie de capitán Jack Harkness versión lado-oscuro-de-la-Fuerza, Marsters se incorpora próximamente al reparto de Caprica, el spin-off precuelístico de Battlestar Galactica. Lo que se dice sobrecarga de mitomanía.

En una entrevista publicada recientemente el actor estadounidense habló sobre lo que podemos esperar de su personaje en Caprica:

Me encanta la gente que tiene las suficientes convicciones como para cometer errores, porque solo la gente que comete errores tiene suficientes problemas como para llamarlo drama... Siento que comprendo por qué [su personaje, un integrista religioso] hace lo que hace: está viviendo una época que se está desgarrando. En su mundo, la gente comete sacrificios en masa, y ejecuciones en masa, y orgías en masa, y las personas se disparan unas a otras por diversión. En Roma era el Coliseo. En Caprica es el V-Club.

Más allá, Marsters se atreve a comparar lo que ocurre en Caprica con la situación actual en EE.UU, en la que los habitantes no son conscientes de que viven en un imperio que se desmorona. Dice que «en la ciencia ficción y la fantasía tratamos esos temas, sólo cambiamos los nombres

En cuanto a un posible retorno a Torchwood en la versión americana que prepara Russell T. Davies, Marsters fue muy entusiasta al respecto y dijo que volvería sin dudarlo si RTD se lo pidiera: «sabe que soy su perra».