Los hitos de la temporada televisiva (segunda parte)


Seguimos con los hitos de esta temporada televisiva. Momentos que han marcado la que, para muchos que entiende de esto y que se tragan todo lo que se puede descargar desde Series Yonkis, la mejor temporada televisiva de todos los tiempos. Hoy hablaremos de tres series que nos han dicho adiós a lo largo de estos nueves meses y que, de alguna manera, por méritos propios, permanecerán en el imaginario colectivo. ¿Os imagináis cuáles son?

4. El adiós de Lost

Indignación, estupor, admiración, respeto, aborrecimiento... Todos esos sentimientos, y muchos más, genero la sexta y última temporada de Lost, que la ABC programó de febrero a mayo de 2008. Una de las series más importantes e influyentes de esta década y de la historia de la televisión nos dejaba con un sabor agridulce en la boca de sus millones de fans a lo largo y ancho del mundo. Muchos quedaron huérfanos aquel 23 de mayo, cuando la serie dio fin con unas imágenes idílicas de una isla que dio mucho que pensar durante seis años. Nació un mito y quedaron para la eternidad momentos, escenas, capítulos y personajes. Descanse en paz.

En TVlia: Así se vivió el final de Lost en Madrid

El final de 24

Una serie muy innovadora desde el punto de vista narrativo, gracias a la narración fragmentada. Hace nueve años, muchos se quedaban maravillados con esta trepidante forma de contar una historia, con un Jack Bauer (Kiefer Sutherland) dispuesto siempre a salvar el mundo en el último momento... o en veinticuatro horas.

El final de 24 fue ensombrecido por el de Lost, pues fue tan solo un día después. Desde aquí hemos de recordar otra de las series más significativas de esta década, muy destacable por sus formas narrativas.

6. El final de Monk

Una serie más tierna, agradable, divertida e irónica que las dos anteriores. El hipocondríaco Adrian Monk (Tony Shalhoub) tenía que buscar al asesino de su esposa mientras iba resolviendo otros casos, muy al estilo de la señora Jessica Fletcher. Una comedia inocente que tenía también su pequeño grupo de seguidores.