[Recap] 1×08 Haven, Ain’t No Sunshine

[spoiler]

Después de ocho episodios, puedo decir que Haven no merece las comparaciones que hemos hecho hasta ahora. Aunque encontramos destellos de The X Files, por su estructura y los personajes principales, tiene elementos que la hacen única. Tampoco es creo necesaria la comparación con Buffy the Vampire Slayer, como mencionó Charlie en el recap de la semana pasada. Gradualmente, Haven se coloca entre lo mejor del Verano 2010 y, a mi parecer, uno de los mejores dramas paranormales del año —a pesar de sus efectos especiales, de regulares a realmente malos —.

En Ain’t No Sunshine, en Haven, Maine, hay leyendas que cobran vida. Todo inicia con un asesinato y la vinculación del mismo con la clínica del pueblo, donde varias personas han perdido a sus seres queridos "antes de tiempo". Esto los lleva a respaldar la historia sobre el Hombre Oscuro, una leyenda que ha tomado fuerza tras varios decesos.

El episodio de esta semana cuenta con un sólido equilibrio entre el caso en particular y la mitología, lo que vemos a través de Nathan Wournos. Mientras se desarrolla la línea del «monstruo de la semana», Wournos se enfrenta a uno de sus miedos más grandes, lo que puede pasar al estar con otra persona sin sentir nada — imagino que a esto se refiere Duke con sus palabras, no eres un niño de verdad —. Al final tenemos una "sorpresa", aunque no sé ustedes, yo lo veía venir.

De todos los episodios, Ain't No Sunshine me parece el mejor logrado. Gracias al trabajo de los guionistas, el misterio se mantiene lo suficiente para vincular a un responsable y aún así, al señalar al esposo de una de las difuntas, no aclara su relación con el supuesto Hombre Oscuro sino hasta unos minutos antes del final. Mi única queja, la resolución fue demasiado sencilla: unos cuantos flashazos y ya. ¿En serio? Por lo menos este episodio contó con efectos especiales decentes. Y lo paso porque no permite explorar más de los personajes principales.

Cada día entiendo más a Audrey Parker. La anterior agente del FBI deja su anterior trabajo — mucho mejor pagado como mencionara Charlie en un recap anterior — por quedarse en este misterioso lugar. Su relación va más allá de la misteriosa desaparición de su supuesta madre; hasta que no me demuestren que realmente es la madre de Audrey, lo pongo en duda. Audrey tiene una conexión muy especial con el lugar. Me encantó como muestran que la mujer no tiene amigos en Haven y que, además, le cuesta mucho trabajo socializar con los locales. Su único amigo, Nathan y tal vez Duke — por cierto, ¿lo han extrañado? —.

Por su parte, Nathan se permite el contacto con Jess, aún sin sentirla. Un gran paso que no duraría mucho; la mujer va de regreso a su hogar a causa de The Troubles. Quizá lo más sorprendente — algo que juro que no veía venir a pesar de la química de los personajes — es que Nathan siente el beso que Audrey le da en la mejilla. Que alguien me explique como es esto posible. Hay algo en el pasado de ese lugar que los une y me encantaría saber qué es. ¿Algunas ideas?

Ain't No Sunshine es, sin duda, uno de mis episodios favoritos de Haven. Es entretenido, con un caso intrigante y permite explorar a los personajes principales. En el caso de la ausencia de Duke, en lo personal me es indiferente. ¿Se mantendrá el ritmo en las siguientes entregas?, ¿cuándo tendremos un detalle más sobre la (supuesta) madre de Audrey y el caso de The Colorado Kid? Tendremos que esperar a lo que nos tienen preparado para este viernes.