The Cape se despedirá por la puerta de atrás

A principio de año, la NBC puso sus esperanzas en The Cape para ocupar el hueco dejado por The Event durante su descanso forzado. Confiaban recuperar la audiencia perdida en la misma franja que un día ocupó Heroes, pero la serie del superhéroe encapado no tuvo un buen estreno y después no hizo más que empeorar. Por esa razón, a nadie le cogió por sorpresa que que la cadena decidiese reducir su número de episodios, que pasó de trece a tan sólo diez, con el agravante de que el décimo episodio ya estaba grabado y no había tiempo para darle un final más o menos coherente a la serie.

Pero lo peor todavía estaba por llegar. Para que se pudiese despedir con un mínimo de dignidad, la NBC desprogramó el episodio de esta semana Chuck y retrasó la vuelta de The Event para así emitir los dos últimos episodios seguidos y quitársela definitivamente de encima. Pero en el último momento, cambió de opinión y decidió reprogramar a Chuck, lo que impidió que se emitiese el décimo y último episodio. Además, la audiencia fue tan desastrosa que hacía prácticamente imposible que la cadena se volviese a plantear buscarle un hueco.

Y es por eso que finalmente han tomado la decisión de que la series finale de The Cape se verá únicamente a través de la página web de la NBC pero todavía no sé sabe cuándo. Lo venden como un episodio exclusivo para fans, y razón no les falta porque tan sólo los fanáticos de la serie se tomarán la molestia de verlo.

Ya dije en su momento que me parecía una serie bastante mala y que ni siquiera podía llegar a ser placer culpable por sus pretensiones. Se tomaba demasiado en serio a sí misma a pesar de sus efectos especiales cutres y unos malvados ridículos (todavía me estoy riendo del tal Pokerface cuyo elemento distintivo se suponía que era que no podía parpadear pero que no paraba de hacerlo), por no hablar de que el protagonista no podía tener menos carisma. Ahora le toca a The Event arreglar el desastre. ¿Creéis que será capaz? Yo diría que no.

Foto: SaudiMac