Top 5: Finales

[spoiler3]

Cuando sigues una serie llega un momento en el que forma parte de tu vida, de tu rutina, de tus sueños y buen un día se termina y tú te quedas, por lo general, triste, abatido, desorientado y con una profunda sensación de pérdida. Ha llegado el final de la serie. Casi siempre nos coge por sorpresa aunque sepamos que tiene que pasar. Cuando una serie llega a su final, cuando ha completado su ciclo vital, los seguidores nos ponemos alerta. Los finales suelen ser bastante polémicos. No a todo el mundo le va a gustar porque no todos somos iguales. Hay finales perfectos e imperfectos, finales cerrados y abiertos, finales que no lo son sino que anuncian un nuevo comienzo. Hay finales que recordaremos para siempre. Lo quiera o no el último capítulo de Lost me acompañará siempre. Ahora bien, voy a proponeros los que para mí, son los cinco mejores finales de series que se han hecho.

Chosen de Buffy the Vampire Slayer

Tras siete temporadas Joss Whedon nos preparó un final épico para la cazadora y sus amigos. Hubo una gran batalla bajo Sunnydale. Vimos a Buffy liderar un ejército de jóvenes cazadoras, respaldada por Faith, Spike y el resto. Willow se convirtió en una poderosa bruja capaz de, por fin, controlar sus poderes. Por desgracia, en el fragor de la batalla, perdimos a Anya, un gran personaje que no merecía una muerte como esa. Y también vimos a Spike sacrificarse por amor, por un amor no correspondido hacia Buffy. Al final evitaron el apocalipsis, vencieron y salieron de la Boca del Infierno a tiempo para ver el amanecer y empezar de nuevo.

Me encanta este final, me parece muy redondo, muy emocionante y coherente con todo el recorrido de la serie y de los personajes. Whedon siempre dice que la serie en realidad tiene dos finales, éste que os acabo de contar, y el final de la quinta temporada, The Gift. Cuando la quinta temporada tocaba a su fin no se contaba con continuar la serie. Así que el Joss Whedon ideó un final, para mi gusto demasiado trágico. Yo me alegro de que The Gift no fuese el último capítulo de Buffy The Vampire Slayer, es un gran capítulo pero hubiese sido muy triste despedirse así de los personajes.

Development Arrested de Arrested Development

Sólo exiten 53 capítulos de esta obra maestra de la comedia moderna. Serie imprescindible entre las imprescindibles. Su cancelación fue una de las más dolorosas y rastreras que recuerdo (maldita Fox). La familia Bluth lo perdió todo pero son incapaces de asumir su actual situación financiera. Con el patriarca entre rejas el peso familiar recae en los hombros de Michael (Jason Bateman) y durante tres temporadas él hará lo imposible para levantar de nuevo la empresa familiar.

En un asombroso giro de los acontecimientos volvemos al barco familiar del primer capítulo y por fin todo cambia. Michael se da cuenta de lo abandonado que ha tenido a su hijo y huye con él sin saber que George padre les acompaña. Lindsay resulta ser adoptada. Así que Maeby y George Michael no cometieron incesto. Y Maeby al final está intentando venderle los derechos de la historia familiar a Ron Howard, narrador de la serie. Brillante.

Lunar Eclipse de Moonlighting

Luz de luna, así se llamó en España a esta serie, protagonizada por Cybyll Sheppard y Bruce Willis. Durante cinco temporadas seguimos las investigaciones de este atípico dúo. La tensión sexual no resuelta de los protagonistas era uno de los puntos fuertes de esta serie, cuando la relación entre ambos se formalizó fue el principio del fin. Moonlighting se caracterizaba también por la ruptura habitual de la cuarta pared.

Más que contaros el final prefiero que lo veáis. Es muy bueno, muy original y tremendamente divertido.

Everyone's Waiting de Six Feet Under

El final que más me ha hecho llorar. En serio, no podía parar. Uno de los finales más emotivos, redondos y perfectos de la historia de la televisión. Creo es algo que nadie puede negar. Los seis últimos minutos de Six Feet Under, con la canción Breath me de Sia de fondo, y el viaje en coche de Claire te ponen la piel de gallina. Poco a poco iremos viendo como los miembros de la gran familia Fisher van muriendo hasta llegar al último, a Claire que con cien años muere tranquilamente en su cama. Es una despedida en toda regla. La metáfora del coche alejándose de la casa familiar hacia un luminoso futuro es simple pero efectiva. Al final la muerte nos alcanza a todos, es así de simple, es así de duro, y en cierta medida, es así de hermoso. Como decían en uno de los diálgos de la primera temporada:

Tracy Montrose: Why do people have to die?
Nate: To make life important.

Goodbye, Farewell and Amen de MASH

Tras once años en antena MASH se despidió de sus seguidores. Corría el año 1983. Fue un capítulo especial de dos horas y media, y aún hoy en día es el final de una serie más seguido con ciento diez millones de personas pendientes del televisor. Unas cifras asombrosas. Tal vez los más jóvenes no recordéis esta serie que durante 251 episodios nos contaba el día a día de un hospital de campaña durante la Guerra de Corea desde el punto de vista de los médicos, enfermeras y demás equipo técnico. La serie se caracterizaba por su humor ácido e hilarante en medio de una dramática situación. El último capítulo con el final de la guerra, el equipo poco a poco abandonando el lugar, las despedidas... es maravilloso. Poco más puedo deciros simplemente que hay que verlo, y si os animáis dadle una oportunidad a la serie.


Ahora os toca a vosotros/as decirme cuales son vuestros finales favoritos.

Foto: Ian The Cool´s Movie