[Recap] 1×07 The Killing: Vengeance

[spoiler2]

Con The Killing a menudo da la sensación de que estamos andando en círculos que no llevan a ningún lado pero lo cierto es que con cada giro las cosas se van complicando un poquito más. La semana pasada nos dejaron con un Stan con sed de venganza y dispuesto a saciarla, o al menos eso creíamos todo, incluso Linden y Holder.

Al final, no sé muy bien por qué, Stan se echó atrás. Tal vez no esté seguro de queBennet sea culpable, o le cree cuando le dice que no es culpable, o incluso se haya querido apiadar de él, aunque todo parece indicar que no quiere volver a ser el hombre que fue. Pero sea cual sea la razón, viendo el final del episodio creo que Mitch podría ocuparse del asunto por su cuenta (con o sin la ayuda de Belko, que por cierto me sigue pareciendo muy sospechoso) y es que de alguna manera entre todos están empujándola a que lo haga (su madre, las noticias en televisión...).

Pero mientras ese momento no llega (si es que tiene que llegar), Linden y Holder siguen intentando recopilar pistas suficientes como para conseguir una duda razonable y poder conseguir una orden de registro de la casa de Bennet. Linden, que evidentemente perdió la apuesta y le debe cincuenta millones de dólares a su hijo, está tan obsesionada con el caso de Rosie que su entorno ya empieza a preocuparse. Según Regi, ésta vuelve a comportarse como cuando casi perdió la custodia de su hijo, pero Linden parece incapaz de distanciarse.

Pero esto no sólo preocupa a su familia (y a su todavía prometido), sino que Holder empieza a estar cansado de que no pueda deshacerse de la persona a la que supuestamente le tocaba sustituir. Y no me extraña que haya tensión entre ellos ya que tal parece que Linden no se fíe de que él vaya a poder resolver el caso por sí solo. Por otro lado, él tampoco se esfuerza demasiado en hacernos pensar lo contrario y es que en los últimos episodios parece ir a remolque de Linden. Pero sea como sea, al parecer han metido las narices dónde no debían pero todavía no sabemos si guarda alguna relación con el asesinato de Rosie.

Desde el principio, daba la sensación de que el caso escondía algo más y que tarde o temprano descubriríamos que la trama política confluiría con la trama del asesinato más allá de la relación de Richmond con Bennet. Y después de la sorprendente entrada en escena del FBI, es de esperar que eso ocurrirá en el próximo episodio, aunque bien podría ser que Linden y Holder hayan fastidiado una operación federal y que no tuviese nada que ver con su caso.

Por último, Adams continúa con su campaña de descrédito de Richmond (que él mismo se encargó de iniciar), y ha conseguido acabar con el Seattle All-Star, el proyecto puntal de su campaña. Sé que, en general, no estamos demasiado interesados en la trama política, pero espero que todo esto provoque que Richmond despierte de una vez y se anime a buscar los trapos sucios de Adams, aunque esto signifique rebajarse a su nivel. A veces, hay que ensuciarse las manos para conseguir lo que quieres, y si hay que dar un par de patadas a una puerta para avanzar, pues se dan. Viendo la manera en que ha acabado el episodio ¿creéis que la investigación del asesinato de Rosie dará un giro?