TNT renueva Falling Skies

A veces nos olvidamos de la televisión es un negocio en el que, salvo contadas excepciones, lo más importante son los números. Eso, y sólo eso explica que la cadena TNT haya anunciado tan pronto que renueva Falling Skies, la serie de alienígenas producida por Steven Spielberg, cuando tan sólo se han emitido cuatro episodios de los diez que componen su primera temporada.

Los números cantan. Falling Skies tuvo un estreno espectacular reuniendo ante el televisor a casi seis millones de espectadores (llegando a ocho millones en audiencia acumulada). Y a pesar de que el tercer episodio bajó un 27%, desde entonces se ha mantenido con una media de 4,2 millones de espectadores, una cifra más que respetable para una cadena de cable como TNT. Además, la serie se ha vendido a televisiones de todo el mundo así que, aunque algo prematura, en el fondo no es una sorpresa esta renovación pero ¿se mantendrán los buenos datos hasta el final de temporada? Tal vez, pero lo tienen muy difícil.

La expectación generada por tratarse de una producción del rey Midas de Hollywood tuvo mucho que ver con los buenos datos iniciales, pero no puedo evitar pensar que a medida que pasen las semanas, y si nada lo remedia, la audiencia seguramente descenderá. Sé que no soy la única que la continua viendo con la esperanza de que, de repente, la serie mejore, pero pasan los episodios y la cosa sigue igual. No me voy a extender diciendo lo que no me gusta de Falling Skies (que tampoco es que la considere un desastre) pero está claro que de cara a esa futura segunda temporada van a tener que cambiar bastantes cosas, empezando por el tono y la intensidad de la serie.

Pero no adelantemos acontecimientos, primero tenemos que ver el desenlace de esta primera temporada y después ya opinaremos sobre si el barco es rescatable o no. Después, tendrán todo un año por delante para enmendar sus errores ya que el próximo verano se emitirán los diez episodios que compondrán la segunda temporada. Esperemos que no sea demasiado tarde.